La fuerza de los vínculos débiles

Una paradoja simple pero reveladora. Lo fuerte y lo débil no siempre representan su sentido literal

En ocasiones, lo débil se vuelve más fuerte que su contrario o antónimo. Tal es el caso de los lazos débiles de carácter humano que según lo estudios de redes y las ciencias sociales, en conjunto pueden resultar más valiosos que la misma construcción de relaciones fuertes con personas de alta influencia o seres cercanos (familia, amigos, socios comerciales, entre otros). Es cuestión de frecuencia-intensidad contra discontinuidad-ligereza.

En concreto, la fuerza de los vínculos sociales débiles se han establecido firmemente a lo largo de la literatura sociológica. Los vínculos débiles, tal como los define Granovetter (1973), son "imprescindibles para las oportunidades de los individuos y para su integración en las comunidades".

 

Por ejemplo, en este clip de Breaking Bad, Walt necesita los servicios de una persona que puede hacer que la gente "desaparezca" porque Gus Fring, el narcotraficante, ha amenazado con matarlo a él y a su familia. Sólo Saul Goodman tiene la información de contacto de esta persona. Durante todo el espectáculo, Saul llama a su red de contactos para hacer frente a situaciones en las que Walt y su compañero Jesse se encuentran, pero no tienen el conocimiento o los recursos para resolver ellos mismos. Sin Saul, Walt no tiene manera de ponerse en contacto con estas personas. En términos sociológicos, hay un agujero estructural entre Walt y la red de fijadores y asociados que ayudan a Walt a alcanzar sus objetivos, y ese agujero estructural pasa por Saul. Es a través de un lazo relativamente fuerte con Saul que Walt tiene acceso a toda una serie de conocimientos, habilidades y recursos que de otro modo no tendría.

El mismo principio se puede presenciar si se realizan un análisis sociométrico en cualquier sociogramas y en sí, en cualquier red sociodigital. El alcance que genera la construcción de lazos débiles es igual de importante que la de los lazos fuertes, en términos de influencia y presencia en las redes digitales. No se trata de una u otra, pero sí de borrar la idea de que si se desea producir un efecto (influir o conseguir una oportunidad) en la faceta online uno debe construir lazos de lealtad e intensa afectividad, también se deben construir lazos débiles que se alcanzan no con la presencia inmediata y cercana, pero sí mediante la interacción intermitente con nodos que no se encuentran en tu red inmediata.

Si buscas a alguien para que te dé palmaditas en la espalda, prueba con los lazos fuertes; pero si quieres incrementar tus oportunidades de hacer negocios, enfócate en personas (nodos) que no conocen al resto de los integrantes de tu tribu.

Leave a Reply

Your email address will not be published.